Dra. Melómana (21): Llorar por amor


Al amor hay que llorarlo, cada tanto. Forzar incluso la lágrima que se resiste para que el agua salada arda y luego cure. Para hacer aparecer el llanto o para engrosarlo, no hay mejor remedio que ir a hacer pedazos lo que nos queda de entereza.

La música sabe debilitarnos. Nos lanza a la piel viva del corazón sus violines trillados, sus rasgueos pop de guitarras acústicas, las ridículas flautas alegres, o unas congas de ritmos tropicales. Todo sonido puede tener filo.

Los dúos compuestos por voz femenina y voz masculina son siempre un recurso que vuelve inicialmente atractiva una canción. Y si esa sintonía pone en acción un diálogo, una situación de pareja que resulta irremediable, un hiato insalvable, entonces la música entra franca en el corazón y, a veces, lo destroza.

La siguiente lista está diseñada para corazones sensibles. Contiene canciones tristes y otras felices, como momentos de cualquier relación.


Ilustración: Eugenia Viña- Serie SangreMás de Eugenia Viña: http://www.ojosabiertoscomopeces.blogspot.com

Tom Misch & Carmody - So Close || San Cisco - Awkward || Albin de la Simone and Emiliana Torrini - Moi moi || Allo Darlin - Dreaming || Of Monsters and Men - Little Talks || Stanley Brinks & Freschard - If You Have Time || Doble Pletina - Música para cerrar las discotecas || Ulises Hadjis - Lo Hare



CONVERSATION

0 comentarios:

Follow by Email